EL CIELO GIRA

Fecha 28/8/2008 13:36:34 | Tema: 

Fotograma de la película
Dirección: Mercedes Álvarez.
País: España.
Año: 2004.
Duración: 115 min.
Género: Documental.
Intervención: Antonino Martínez, Silvano García, José Fernández, Cirilo Fernández, Josefa García, Milagros Monje, Elías Álvarez, Crispina Lamata, Valentina García, Pello Azketa (El pintor).
Guión: Mercedes Álvarez y Arturo Redín.
Producción: José María Lara.
Fotografía: Alberto Rodríguez.
Montaje: Sol López y Guadalupe Pérez.
Estreno en España: 13 Mayo 2005.
SINOPSIS:
En Aldealseñor, un pueblo de los páramos altos de Soria, quedan hoy 14 habitantes. Son la última generación, después de mil años de historia ininterrumpida. Hoy, la vida continúa. Dentro de poco, se extinguirá sin estrépito y sin más testigos. Los vecinos de Aldealseñor y el trabajo del pintor Pello Azketa comparten algo en común: las cosas han comenzado a desaparecer delante de ellos. La narradora vuelve a su origen y asiste a ese final al tiempo que intenta recuperar una imagen primera del mundo, de la infancia. “Yo tenía tres años el día en que mi familia se marchó de Aldealseñor, a finales de los sesenta. Aunque yo y mis hermanos mayores nacimos allí -y mis padres, y los padres de mis padres- y aunque hoy puedo contar sin mezcla de olvido la vida de antepasados a los que nunca llegué a conocer, ese día de finales de los sesenta, en el fondo tan cercano, no puedo recordarlo; es como si no perteneciera a mi memoria.”



SOBRE LA DIRECTORA:
Mercedes Álvarez dirigió en 1997 el cortometraje "El viento africano". A partir de 1998, centrándose en el lenguaje documental, participó en el Master de Documental de Creación de la Universidad Pompeu Fabra. Fue montadora del largometraje "En construcción", película dirigida por José Luis Guerín que en 2001 obtuvo el Goya al Mejor documental y el Premio Internacional del Jurado en el Festival de San Sebastián, entre otros premios. Como en el caso de "En construcción", el proyecto "El cielo gira" surgió también en el ámbito del citado Master de la UPF, con el apoyo de su director Jordi Balló, la colaboración de algunos de sus alumnos y la participación del ICAA, Canal+, Gobierno de Navarra, Gobierno Vasco y la Junta de Castilla y León.
NOTAS DE LA DIRECTORA
“En los libros he leído que Aldealseñor tenía a principios de siglo 400 habitantes, luego 300, más tarde 250… Hoy la comarca presenta más de cinco pueblos abandonados o en trance de desaparición. Y en toda la provincia de Soria se despuebla el paisaje y se arruina la memoria desde hace siglos en un retroceso imparable, acelerado en las últimas décadas. Había la posibilidad de asistir –en un lugar concreto, con personas reales- a un capítulo necesario de la experiencia y la vida humanas: el tiempo de la ruina y la decadencia, que precede a su desaparición. Se trataba de mostrar qué cosas ocurren entonces, y registrarlas mientras ocurren. A menudo la ficción del cine ha reflejado con éxito el proceso de decadencia de un individuo; con más dificultad, el de un grupo humano, el de un clan, el de una generación. Para escalas mayores, para hablar de la caída de toda una civilización o de una cultura, lo más acostumbrado es la alusión, que el lenguaje del cine traduce en elipsis: se muestra un paisaje de ruinas, se muestra lo que era antes en cuanto que ya no es, y luego un tiempo nuevo que ha suplantado al anterior.”


“Pero de lo que aquí se trata es de ese intervalo en el que todavía hay vida. Y durante ese trance de desaparición se dan sin embargo momentos únicos, hechos que brillan con un significado especial al tiempo que se apagan, y que tienen la capacidad de evocar toda la intensidad del trance. En su cualidad, esos hechos significativos son quizá comunes a la caída de individuos, grupos y culturas. Quise prestar especial atención a esos momentos, sin aislarlos del conjunto, sin subrayar su carga dramática. Hay una cualidad del paisaje nada frecuente de encontrar y que sin embargo se da en la región de la Aldealseñor, en los páramos altos de Soria, de una manera inmediata: la experiencia física, en un solo golpe de mirada sobre la comarca, de tiempos históricos distintos, a veces antediluvianos.”
“Ese tiempo profundo que rige las estaciones, las generaciones y los milenios, estaba milagrosamente ahí, intacto, y podía experimentarse con los sentidos. Y tuve el presentimiento de que el último capítulo en la historia de La Aldea, los días que estábamos viviendo durante el rodaje, no era más que uno de sus intervalos, antes de que llegara la nueva época, la del hotel y los molinos. Me dije que si esa experiencia conjunta de tiempo biográfico (el mío y el de los habitantes del pueblo) y de memoria colectiva pudieran proyectarse sobre un tiempo profundo, merecía la pena intentarlo. Así, el tiempo de rodaje acabó convirtiéndose en tiempo documental y, finalmente, en tiempo argumental. "El cielo gira" relata los hechos seleccionados y los momentos significativos de un trance de desaparición; los que se produjeron en Aldealseñor entre otoño de 2002 y junio de 2003, quedando así anclados en el tiempo y en la memoria.”


LA CRÍTICA HA DICHO:
MIRITO TORREIRO, EL PAÍS “Estamos ante la emergencia de la memoria que ha visto despoblarse su mundo rural, reducirse los pueblos del interior a una penosa vida de extinción casi biológica, la que tardan en apagarse las existencias de sus pocos habitantes. Los de Aldealseñor sólo suman 14 personas, un micromundo exiguo en el que caben aún tantas cosas: la belleza (es éste un filme recorrido por un hálito casi mágico) y la captura del tiempo, esa ciclópea tarea que se impuso el cine hace ya tantos años, y que hoy la mayor parte de los cineastas parecen haber olvidado... o sencillamente desprecian. De ahí que El cielo gira, con su tenaz persecución de los paisajes cambiantes con el ciclo de las estaciones, con la placidez de su tempo narrativo, sea uno de esos raros ejemplos que de tanto en tanto da el cine español de un cine no urgido por prisa alguna. Porque es éste un filme que no habla de un simulacro, del propio cine, sino de esa materia prima insoslayable que es la vida.
ALBERTO BERMEJO, EL MUNDO “Una de las serias dificultades con las que se topa el revitalizado género documental suele ser la de escapar a la inmediatez olvidable del reportaje televisivo y encontrar así una identidad verdaderamente cinematográfica. ‘El cielo gira' se ocupa de atrapar un momento determinado en una localización concreta; pero de su visión surge una impresión mucho más amplia, casi cósmica, que confronta la sorda extinción de un pueblo semiabandonado a una evocadora reflexión sobre la relatividad del tiempo y la grandiosa o insignificante presencia de los humanos en la inmensidad del universo. Así de grande es este modesto pero meditado, elaborado y bello documental narrado en primera persona. 'El cielo gira' se ve como se contempla una puesta de sol cadenciosa pero imparable, cuando los paisajes, los objetos y las personas se van desdibujando después de haber tenido una poderosa presencia, dejando una huella sutil pero profunda en la memoria de quien se siente a disfrutarlo.”






Documento disponible en
http://cineclu1-cp44.webjoomla.es

La dirección de este documento es:
http://cineclu1-cp44.webjoomla.es/modules/news/article.php?storyid=5